Con los especialistas de AGENCIAS Y MUDANZAS DULCE DANY tus muebles, mercancía, artículos y cualquier cosa que desees trasladar estará en las mejores manos.

En esta ocasión te compartimos algunas recomendaciones para preparar tus electrodomésticos para una mudanza.

Primero el responsable de conservar tu comida: El refrigerador.

Debes vaciarlo por completo y desconectarlo 24 horas antes de la mudanza y no lo muevas hasta el momento en que todo inicie. Revisa que no queden restos de agua por descongelamiento y en su caso sécala, envuélvelo con plástico adherible (playo) para protegerlo de ralladuras y evitar que se abra la puerta. Solicita al personal de la mudanza que lo protejan con colchonetas y revisa que lo fijen bien para evitar que se mueva durante el viaje.

Al llegar y colocarlo en el lugar correspondiente, no lo conectes hasta que pasen 24 horas, eso ayuda a que el gas dentro del sistema de refrigeración se estabilice y no sobrecaliente el motor al encenderlo.

Tu horno de microondas

El horno con el que cocinas y recalientas tus alimentos merece sus cuidados al mudarse: Retírale el plato giratorio con todo y base, guárdalos en una bolsa de plástico burbuja. Emplaya el horno y guárdalo en una caja llena de pelotas de papel periódico. Sella y rotula la caja.

La lavadora, tu aliada en la limpieza

Evidentemente, debes vaciarla por completo de ropa y líquido, desconecta, retira y guarda las mangueras en bolsas rotuladas, puedes guardarlas en el interior del tambor de lavado, fija y sella con cinta canela o maskin tape la puerta y compartimentos de detergente. Ahora envuélvela en plástico adherible y pide al personal de la mudanza que la proteja con colchonetas fijándola bien al vehículo para que no se mueva durante el viaje.